FANDOM


Tmho
Básicamente y para aquellos que no conozcan la serie, Twisted Metal Head-On presenta a una serie de vehículos encerrados en una arena de combate en la que solo uno puede salir victorioso. La historia no está en llegar a una meta el primero sino en destruir a los adversarios mediante cualquier método a nuestro alcance: ametralladoras, lanzallamas, misiles y todo tipo de gadgets que se puedan imaginar.

Graficos y sonidosEditar

Dicen los entendidos que para un juego de conducción, sea del tipo que sea, no es tan importante la carga gráfica que posea el juego tanto como la tasa de cuadros por segundo; en este caso, TMHO cumple perfectamente esta premisa ya que no estamos hablando de un título que impresione en el momento en que se ven los screenshots pero que sin embargo acaba de convencer una vez lo vemos en movimiento. Es cierto que a nivel técnico el juego es inferior a su homólogo en PlayStation 2; se han rebajado considerablemente la calidad de las texturas, la carga poligonal de los vehículos y en general la cantidad de detalle del entorno. Pero no es menos cierto de que a pesar de todo ello, a pesar de haber 8 vehículos en pantalla y la Torre Eiffel, a pesar de estar todo el mundo con el escudo arriba y disparando misiles y la ametralladora, a pesar de estar en un mapeado extenso movido continuamente por la CPU… los 30 frames se mantienen fluidos en el 99% de las veces. El diseño de los niveles es impresionantemente extenso y parece mentira que una portátil sea capaz de moverlos; en cualquier lugar hay zonas ocultas por descubrir que merecen la pena ser visitadas, con armas y actualizaciones para nuestro vehículo. Es cierto que en muchas partes las fases parecen hechas a base de “módulos”, pero en general se consigue un buen efecto de diversidad y las 12 arenas son todas muy
541

Cousin Eddy, primer jefe del juego

entretenidas. Hay una gran cantidad de efectos en pantalla que suceden simultáneamente, desde explosiones de todo tipo a rayos y calaveras volantes. Al destruir un vehículo contemplamos el brillo en el área de efecto solapada a la más que probable inyección de napalm que seguramente nos intentan meter desde atrás. La ametralladora tiene tal vez poco efecto contundente pero el resto de armas tienen gran despliegue gráfico y de colorido que hacen muy amena la partida incluso para un espectador. En cuestión de saltos y rebotes, así como choques varios, Twisted Metal hace lo posible para mantenernos en acción el máximo tiempo posible; maniobrar es relativamente sencillo aunque a menudo bastante brusco, especialmente con el analógico. Los misiles impactan de manera bastante “realista” y en general, excepto algunas excepciones, la cámara no suele posicionarse en mal lugar. Hay algo de clipping en zonas cerradas y el motor de colisiones también falla alguna vez, pero apenas se nota. A nivel sonoro el juego merece ser disfrutado con los auriculares, algo que estamos contemplando como accesorio casi imprescindible si queremos meternos de lleno en la acción. Mientras que la selección musical es bastante durilla, los efectos de sonido llenan de vida nuestros oídos con un sinfín de efectos de armas que rozan un gran nivel. Hay algunos comentarios hablados, exclusivamente en inglés.

JugabilidadEditar

0HeadOn
Twisted Metal Head-On es probablemente una de las apuestas más seguras dentro del catálogo de Ps2 por varios motivos; uno de ellos es lo inverosímil de sus personajes, que dotan a la historia de motivos increíbles con finales todavía más sorprendentes. Axel, por ejemplo, arrancado de su vehículo al que fue enganchado, pide a un cirujano que le implante unos brazos cibernéticos para volver a conducir. El propio Mr Grimm, la Muerte encarnada, busca desengancharse de su adicción a devorar armas pidiendo a Calypso que le devuelva su mortalidad… Como ya hemos dicho, Twisted Metal nos pone a los mandos de un vehículo cuyas estadísticas (armadura, velocidad, maniobrabilidad, potencia de fuego, etc.) dependen directamente del personaje escogido. Al haber 19 personajes distintos, tenemos 19 tipos de vehículo para escoger. La mayoría se manejan del mismo modo, aunque algunos son bastante distintos entre sí y hay que acostumbrarse: por ejemplo el bulldozer de Mr. Slamm aguanta más daño que la moto de Mr. Grimm. Para acabar con los enemigos podemos emplear las 8 armas disponibles en el juego ya de antemano:la metralleta (munición infinita pero se recalienta), el misil teledirigido, el misil inflamable, el supermisil (sin mucha precisión pero altamente destructivo), el disco de rebote, las bombonas de napalm (que
64pe
pueden explotar en el aire), las bombas detonadas por control remoto y por último los misiles enjambre, capaces de ser lanzados en manada y con gran precisión. Podremos usarlas todas en los más de 10 campos de batalla, la mayoría inspirados en situaciones reales: París, Moscow, Grecia, Mónaco, dos escenarios en Tokyo, Los Angeles, Egipto o las Ruinas Romanas. En todos hay numerosos puntos que nos recordarán a sus localizaciones originales (la Torre Eiffel, monumentos, etc.). Otros como el Estadio son meras invenciones de los artistas, pero en cualquier caso tienen mucho parecido con cualquier zona real, incluso en las gradas o en las cabinas interiores. Al empezar el juego dispondremos de tres opciones básicas en la campaña para un solo jugador: una de ellas es la que probablemente todo el mundo jugará hasta el final, consistente en pasar a través de la corta historia principal de cada uno de los luchadores que suele terminarse bastante rápido. Finalizar los combates no suele bastar para tener toda la información de lo que no hemos conseguido a nivel de secretos, con lo que es fundamental dominar cada fase. Hay 4 niveles de dificultad por si vamos sobrados. El desarrollo es bastante simple: matar y evitar ser destruido. Cada conductor posee un número determinado de vidas y gana el último que queda en pie, pero se trata de un todos contra todos. Resulta ideal saber unirse al combate de otro luchador para conseguir dar el último golpe y ser nosotros los que obtengamos el punto de victoria. Además cada luchador deja un power-up al morir que podremos aprovechar hasta que nos maten.

Aparte de la campaña principal podremos disputar dos opciones más: una es el clásico reto en el que entraremos en combate simultáneo contra un máximo de 5 jugadores que puede suponer un auténtico dolor de cabeza ya que nos las veremos con luchadores que atacan por todos lados. La versión “supervivencia” nos pone en un escenario mientras van saliendo contrincantes uno tras otro hasta acabar abatidos. El juego premia la variedad en los ataques, así que obtenemos puntos extra si no siempre utilizamos la misma arma. Todos los participantes tienen una especie de equipo estándar que les quita algo de emoción al juego, como por ejemplo la capacidad de saltar y acelerar con nitro o el uso de ataques especiales de congelación o la protección del escudo. Todos ellos restan energía a nuestro medidor, con lo que saberlos usar y en qué momento es fundamental. La verdad es que el control es bastante susceptible a brusquedades, a las que hay que acostumbrarse. El gatillo derecho se ocupa de la omnipresente ametralladora mientras que el izquierdo dispara las armas especiales; el triángulo selecciona los tipos de arma, el círculo ejerce de freno y el cuadrado acelera (dos pulsaciones para turbo). Por último tenemos la X con la que podremos efectuar giros cerrados de 180 grados para encuadrar al enemigo y para saltar. Sorprende que los vehículos giren sobre sí mismos incluso estando inmóviles. Una vez ya dominamos nuestras habilidades es posible llevar el juego de Incognito Entertainment al lugar para el que fue creado: el multiplayer. Es posible crear una configuración para jugar tanto en modo local (ad hoc) como a través de un punto de acceso o a través de internet. En cualquier caso las opciones son muchas y por lo menos en red local el juego se desarrolla sin ningún problema de lag a pesar de la gran cantidad de información simultánea. No solamente es posible jugar el clásico deathmatch individual o por equipos sino que también incorpora la posibilidad de jugar al último hombre, al cazador o incluso el modo llamado “posesión” en el que la manera de puntuar será llevando una reliquia entre manos y conservarla el mayor tiempo posible. Incluso es posible configurar la cantidad de daño que hace el fuego amigo o el tipo de armas a utilizar, con lo que una vez más el desarrollo de estas funciones está muy bien implementado.

TrucosEditar

Códigos:Editar

  • Invulnerable: manten presionado L1+L2+R1+R2 y rápidamente presiona derecha, izquierda, abajo, arriba.
  • Armas Infinitas: manten presionado L1+L2+R1+R2 y rápidamente presiona triángulo, triángulo, abajo, abajo.
  • Eliminar de un sólo golpe: manten presionado L1+L2+R1+R2 y rápidamente presiona X, X, arriba, arriba.
  • Cambiar armas por salud: manten presionado L1+L2+R1+R2 y rápidamente presiona triángulo, X, cuadrado, círculo.
  • Mega Gun: manten presionado L1+R1 y rápidamente presiona X,triángulo,X,triángulo.
  • Estos códigos tambien los obtienes al completar los minijuegos en el modo historia

Niveles: Editar

Personajes:Editar

Subcategorías

Esta categoría incluye las siguientes 2 subcategorías, de un total de 2.

M

T

Artículos en la categoría «Twisted Metal Head On»

Las siguientes 90 páginas pertenecen a esta categoría, de un total de 90.

1

A

B

C

D

E

F

G

G cont.

H

J

K

L

M

N

O

P

Q

R

R cont.

S

T

W

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar